El hombre encima: el misionero
La posición del misionero es la más popular ya que es muy cómoda, permite obtener un mayor contacto y una buena penetración. También es la más adecuada para el embarazo. Los amantes se pueden besar y abrazarse uno al otro. La mujer se tumba boca arriba con sus piernas abiertas y rodillas levantadas, y el hombre se coloca entre sus piernas encima de ella. De esta posición la mujer puede abrazar al hombre con sus piernas o mantenerlas juntas mientras él abre las suyas.

El hombre encima: en cruz
Aquí la mujer se tumba boca arriba y el hombre se pone encima de ella en diagonal. Ella abre las piernas para dejarle entrar y él se mueve de un lado para otro con cuidado. Ella puede guiar sus movimientos con la presión de las manos. Esta posición es buena para liberar a la mujer del peso de su pareja. También puede ser muy divertida para ella porque puede experimentar algunas sensaciones poco comunes, al estimular el pene las paredes laterales de la vagina, lo que normalmente no sucede.

La mujer encima: a horcajadas
El hombre se tumba boca arriba y la mujer se sienta encima de él, con las rodillas dobladas. Ella puede inclinarse hacia atrás sobre los muslos de él, si es necesario, para aligerar el peso de la pelvis sobre su compañero.Esta posición permite que ella controle el ritmo de los movimientos y la profundidad de la penetración. Para el hombre, esta postura puede ser muy excitante ya que tiene una visión completa de los genitales de ambos, puede facilmente acariciarle los pechos y también estimular el cítoris de su compañera con tota libertad. Ella puede acariciar los pechos de él e inclinarse hacia delante y besarlo. Una variación es la que la mujer se coloca de espaldas. Esta posición permite que el hombre juegue con las nalgas de ella, y ésta puede jugar con el escroto y los muslos de él.

La mujer encima: nadando
El hombre está tumbado cara arriba con las piernas abiertas y la mujer encima de él con sus piernas sobre las del hombre. Esta posición es muy buena para besarse y tener un total contacto. Ella es la que controla el ritmo moviéndose y deslizándose sobre él. Muchas mujeres encuentran esta posición muy excitante ya que pueden alcanzar el orgasmo sin tener que estimularse el clítoris directamente. La mujer puede variar la posición cerrando las piernas mientras las del hombre siguen abiertas, o haciendo que él cierre las suyas, o cerrando las piernas los dos. Desde esta posición ella puede pasar a la posición en horcajadas. Esta posición es aconsejable cuando él es muy alto.

Sentados: ella sentada de frente
Esta posición se puede practicar cuando se hace el amor en un sofá o sillón. El hombre está sentado con la mujer encima. Ella controla los movimientos mientras él la besa y le acaricia los pechos. Ella se mueve hacia arriba y hacia abajo apoyándoles sobre sus rodillas y con sus brazos alrededor del cuello del hombre. Una variedad es usar una silla, ella puede estar de pie y apoyarse sobre la espalda de la silla si es necesario. Si está de cara hacia él, la penetración será más profunda.

De rodillas: en el sillón
Esta posición es muy cómoda y puede realizarse después del cunnilingus. La mujer se sienta cómodamente en un sillón con sus brazos y piernas alrededor del hombre. El hombre entra en ella de rodillas. Si ella se inclina hacia atrás él puede apoyarse sobre la espalda del sillón, lo que le permite una mayor fuerza de movimiento.

Una respuesta to “”

  1. apolinar rojas Says:

    esta chido el sitio pero requerimos videos ilustrativos, gracias

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: